La aventura de YouTube

Solo han pasado unos meses y parece que ha sido una eternidad. Parecía que había abandonado las teclas de mi mac y me había pasado a los focos y el botón de grabar de mi cámara, ¡pero no!

Seguir leyendo